Paisanos y seguidores

7 de junio de 2008

siete mundos y la flor de Toñica la Galla


Os cuento en Lapeza eramos muy solidarios y todos nos ayudábamos, pues cuando moria alguien, venian las vecinas a visitar y traian chocolate o aguardiente para acompañar a la familias en tan duro trance y el que estaba enfadado en esos trances dejaba su enfado a un lado, asi que todos eran solidarios

Como he dicho antes, el aguelo era carbonero del otro siglo, pues bien, de vez en cuando se marchaba para los montes a hacer los boliches o carbon y la aguela se quedaba en Lapeza con los niños. Pues contaba la aguela, que antes se tenian muchos niños y algunos morian al nacer o de pequeños.



Pues a la aguela, se le murio una niña. Los muertos estaban en la casa asi que las vecinas le trajeron unas flores, que se llaman mundos y una vecina tambien le trajo una rosa y se la pusieron en las manos al bebe muerto.



Pues mi tia que era pequeña, viendo que su padre estaba en el rancho y no habia conocido a la niña, pues cuando estaba velando a su hermana debajo de el espejo y la veia, pues decia llorando: “”que lastima de mi hermanica, tan chiquita ha corrido siete mundos y no ha conocido a su padre”.

Pues la gente se reian de escucharla y ella enfadada decia asi: “pues si, siete mundos y la flor de Toñica la Galla en medio”.

Pues es que mi tia Sencion era la mayor y estaba siempre pendiente de todo.

Pues contaba que en unas fiestas como eran muchos, pues mi madre se puso los zapatos equivocados. Uno de ella y otro de su hermana, pues iba dando trompezones por todos los lados. Pues mi tia Angeles al ver que estaba equivocados, le dijo a mi madre: “te has traido mis zapatos”.
Hasta que no los cambiaron los zapatos , no pudieron andar bien. Mi madre pensaba que eran asi y decia: “ apenas, pasen las fiesta tiro los zapatos, solo me caigo con ellos”.

Era de risa, no reconocer el error pues habia poquitos zapatos y si apenas los conocian, pero cuentan que eran felices con solo pensar que eran las fiestas de Lapeza. Asi que viva Lapeza

No hay comentarios:

La Peza y sus leyendas

La Peza y sus leyendas
La Peza y sus gentes