Paisanos y seguidores

24 de septiembre de 2008

Los erizos de los castaños




Os cuento cuando yo era niña me iba con la aguela, a la Alpujarra, pues mis tios vivian alli. Ellos hacian carbon, pues me acuerdo que yo y mi prima Angelitas, siempre estabamos con ella.

A mi me gusta de recordar pues yo me acuerdo, que tenia una finquita por lo alto del pueblo junto al barrio alto, pues yo me acuerdo que ibamos con la aguela, para llevarle la comida al tio Rafalico.
Por de camino cogiamos castañas, que son dificiles de coger, pues pinchan y hay que ponerse un guante de goma y con un palo mover las hojas para buscarlas, despues estan como un erizo y hay que despegarlas.
Bien lo que me acuerdo es que tenia unas vistas muy bonitas y mucho agua, pero de lo que mas me acuerdo, era de las cajas de madera de higos. Era una caja de madera cuadrada, y alli metian los higos pasos con harina, despues muy aplastados, lo mismo que las cajas de los arenques, asi de aplimidos pues despues se comia en el invierno. Estaban de guenos, que parecian de foto, pues yo hacia con las nueces abria el higo, las metia nueces y estaba de guenos, parecia turron.
Tabien me acuerdo de jugar en el parque que hay junto al pueblo y que pasa la carretera por medio. cuando veniamos de la cuesta, mi prima y yo nos quedabamos a jugar. Lo pasamos muy bien con la aguela pues junto a Mecina hay un pueblo chiquito que se llama Yegen. Alli trabaja el tio cortando castaños y unos primos de Lapeza que se casaron con unas chicas del pueblo, que se llamaba jose.
Es muy hermoso recordar todo lo que uno ha vivido, pues nosotras con las aguela teniamos muy guenos
recuerdos y pasábamos las tardes de invierno frente a la chimenea escuchando sus historias de Lapeza.

La aguela se fue a Almeria porque mi tita Sencion daba a luz y tenia que ir ella para ayudarla en el parto. Ese año nacio la prima Trini, la mujer mas bella de Roquetas.
Nosotras mientras, como eran las fiestas de san Miguel, las dos que eramos muy apañadas nos pusimos a pintar la casa, con una señora muy mayor que tenia unas habaneras y hacia unas labores mientras nos cuidaba. Esta mujer se llamaba Grabiela y hacia jarapas. Yo lo pase muy bien en Mecina, alli me cai por las escaleras o mejor dicho fui mujer. Fui llorando a la aguela, es que eramos tontas con gana.
5

No hay comentarios:

La Peza y sus leyendas

La Peza y sus leyendas
La Peza y sus gentes