Paisanos y seguidores

10 de octubre de 2008

Gallaras y calderos con ascuas



Os cuento, yo cuando era chica, pues cuando habia que ir a la escuela, yo me quedaba dormida, porque era muy dormilona.
En Lapeza hacia mucho frio, tanto que habia niñas que se llevaban una lata llena de ascuas al colegio, como un caldero pequeño, para no tener frio en clase.
Pues a veces la decia a las que tenia la lata de ascuas:”¿me dejas que me caliente las manos?”.Pues si.
A cambio le tenias que dar gallaras, que es una cosa como las bolas esas de cristal que tenemos los niños hoy, pero eso lo crian quejidos que un arbol, como los chaparros, pues mi padre me traia cuando iba por leña al monte.

La escuela estaba junto al cañillo chico, habia que subir unas escaleras y junto a la escuela habia una huerta que se llamaba, la huerta de Pacurro.
Me acuerdo que por una gorda, (10 centimos de peseta), nos daban unas diez manzanas pequeñitas, pues no habia otra fruta, solo la de temporada.
Pero felices y con mucha alegria, pues a veces te portabas mal en el cole y te ponian mirando a la pared, o te dejaban encerrada al medio día, sin comer, pues los amigas niñas te echaba alguna cosa por la ventana. Es gracioso lo solidarios que somos los niños en esas circustancias. Te echaban por la ventana de todo.

Bien yo aprendi muy poco, tan poco que ahora me pesa, pues yo me quede en el mapa de España en geografia, en los hombres primitivos
en historia y en los numeros romanos, en matematicas.

Recuerdo que decia, con un palo señalando en un mapa, que tenia la clase:” el mar cantrabrico, los montes pirineos, el estrecho de Gibaltrar y... nada mas” . No habia nada mas, solo Lapeza, Granada y España. Que pena y que floja, pero no habia otra cosa,.
Cuando salia de clase a medio día, iba a buscar a la tienda el pan fiado, para el almuerzo. Pero mas feliz que unas pascuas.

No hay comentarios:

La Peza y sus leyendas

La Peza y sus leyendas
La Peza y sus gentes