Paisanos y seguidores

15 de septiembre de 2011

Mia amo, me voy porque no cago



Contaba mi abuela que antes, la verdad que había muchas necesidades, mucha hambre, pues dice que las personas, que no tenian ni que echase a la boca y estas solo por el plato de comida estaban todo el dia trabajando.
Era de pena tanta miseria, pero contaba que había un hombre y que este estaba en un cortijo, y solo le echaba la merienda y cuando se lo comía, nada mas, asi todos los días.
Pues dice que este hombre estaba en el cortijo como uno mas y se creían los dueños que este estaba a gusto, y la verdad, es que el pobre tenia mas hambre que los perros de Lucas, que lechaba las cebollas al vuelo y daban un salto que llegaban al techo, pues una mañana se levanto, y le dice el hombre a el amo:
"Mi amo, me voy",

y dice el amo: "¿ de esta casa? , hijo ¿Por qué? si te queremos como de la familia, pues tu dirás porque "

Dice el hombre:” mi amo me voy porque no cago
y dice: "Hijo, mira si tienes campo..."

y dice:” por eso, porque todo el dia estoy andando y no cago”,

Pues dice el amo: ¿ porque será?

dice el pastor: “ mi amo porque no como”.

Así que vaya asco de miseria, pues gracias a Diós, hoy por lo menos tenemos lo necesario, quiera Dios que jamás vuelvan esos tiempos de miseria, para nadie, que todos tengamos que llevarnos a la boca y seamos felices.

Un beso. Maria



2 comentarios:

De punta en blanco dijo...

Pues que asi sea, tienes toda la razon...lo que es injusto es que hoy en dia todavia hay muchiiiiisima gente pasando penurias y otros con varias casas, yates, coches... y creo que la cosa no va a cambiar jamás y lo peor no es porque no se pueda es porque no se quiere.

Un besazo

Beatriz Salas dijo...

Hola María,
me ha gustado leer esta historia tan real y a la que, sino lo remedia un milagro, vamos de cabeza.
Un abrazo.

La Peza y sus leyendas

La Peza y sus leyendas
La Peza y sus gentes