Paisanos y seguidores

28 de abril de 2013

El 25 de abril es San Marcos de la Peza



El 25 de abril, como en muchas otros pueblos de nuestra región, se celebra el Día de San Marcos en la localidad granadina de La Peza. Se trata de una de las fiestas más queridas, junto a las Fiestas Patronales.
Las rosquillas: Es típico la elaboración de rosquillas. Antiguamente, unos días antes de la celebración, las mujeres iban a los hornos para hacer las rosquillas de San Marcos. Que luego ofrecían (regalaban) como pago de las promesas que le habían hecho al Santo durante el año, después de haber sido bendecidas. En la actualidad ya se hace poco, o casi nada. Se ha sustituido por la costumbre de encargarlas en la panadería. También el Ayuntamiento suele repartir, a cada familia, una rosca.
Los cohetes: La otra forma de pagar las promesas es la de tirar cohetes. Estos los tiran los hombres, durante toda la procesión. Bien por cuenta propia o por encargo. Hasta principios de los años ’90, estos eran lanzados a lo largo de la procesión, resultando bastante peligroso; ya que cada uno los tiraba donde les parecía y como le parecía. En la actualidad se habilita el campo de fútbol, que se encuentra a la salida del pueblo, en donde no representa ningún peligro, para este fin.
Fuente: www.lapeza.es

21 de abril de 2013

LA PRISIÓN PROVINCIAL EN CONSTRUCCIÓN


Dos  curiosa  fotografías  hechas durante  la construción de la actual prisión  provincias , cuyas obras  dirigió el reputado arquitesto Felipe Gimenénaz Lacal conforme a un proyertos  aprobado por la  diricción General de estos  establecimientos  penitenciarios en abril de 1935, cuando,a seis  mese  de la  trágica  Rebulucción de Asturias  la II República se acercaba a su  fin.
En Granada  hubo dos  cáceles  permanentes  casi desde los primeros momentos  de su conquista  cristiana. En su guía , Gallego Burín escribe:  Los   Reyes  Católicos  destinaron la antigua  Alhóndiga de los Genoveses a Cácel de la ciudad que fue derribada  hace años  al construise la nueva prisión provincial. Aquella había sido la llamada  Cácel  Baja,que  acabaría  por dar nombre a la calle  en que se  levantaba, en un edificio, poco distante de la puerta mayor de la  Catedral como recordaba Henríquez de Jorquera en sus  Anales >> de fines  del XVI y primera mitad del XVII. La  otra, la llamada Cácel Alta,se  hallaba  situada  en dependencias  bajas   de la Audie. Y a buen  seguro que anbas , antes de  desaparecer
al cabo de tres siglos , albergaban en tres sus viejos muros infinidad de historias  horrendas  de infortunio y  desesperación.
Hasta  los primeros  años  de la II República, conretamente  hasta  la llegada  de  Victoria  Kent con su honesto programa  de reformas a la Dirección General de  Prisiones , las  cáceles  españolas  había  sido representación y quintaesencia de la misería y el dolor, Cervantes , no solo las  senteció como lugares    donde  toda incomodidad tiene su asiento y donde  todo triste ruido hace  su habitación, suno que las  llamó también repúblicas confusas , infiernos breves, muertes largas , puesto de suspiros , valle de lágrimas  y casas  de locos .Y no debía   haber mejorado mucho cuando entre las primeras  medidas introducian por la célebre directora general republicana, figuraron: su primir las siniestras celdas de castigo, cadenas  y grilletes  ! que  aún subsistían en la primera mitad del siglo XX ! En 1935, la zona  elegida para  emplazamiento de la prisión provincial que  ha llegado a nuestros días , era una zona mixta  de índole militar y pública, como lo atestigua la índole de su más importantes construcciones, cuarteles y diversos establecimientos similares   escribe el profesor  Bosque Maurel en su Geografía  urbana de  Granada    en íntima mezcla con varios servicios asistenciales, hospitales, cácel pública, y un núclo de   diversiones formados por el Campo de Fúbol y la Plaza  de Toros , No hace  falta  decir que, en  el medio siglo tanscurrido  desde  entonces  este  secto granadino  ha  experimentado tan grande  transformaciones  como, casi siempre  para  su desgracia, el resto siempre para su desgracia, el  resto de la ciudad. Las  viejas  fotografías  que hoy reproducimos , no son solo testemonio de un enclave urbano sensiblemente  modeficado en corto espacio de tiempo, sino, también, interesante documentos de los sistemas  de  construcción vigentes entonces, Como curiosidad añadida, la presencia de la Guardia de  Asalto ya en cometido de vigilancia, como si el centro penitenciario hubiera empezado a utilizarse antes de terminar su obras por completo,

La hora de la merienda.

 
Hace  mucho, mucho tiempo, todavía  no se habían  inventado los relojes. No Había relojes de pulsera ni de pared. No había nada para saber qué hora era. Pero a nadie le importaba demasiado. Hacían las cosas de siempre a la  que creían la hora de siempre. hace bastante tiempo, vivía en el país del rey Eggo un inventor llamado Coggo. Era muy bueno inventando cosa, aunque no siempre funcionaban a la primera. Si el rey Eggo quería algo para cortar papel, Coggo unía dos cuchillos  y hacía unas tijeras. Si la reina no podía leer las letras pequeñas, pegaba dos lupas y hacía unas gafas. Si la señora Baggo tenía que ir de compras con prisas, clavaba dos ruedas en un palo ( Las ruedas  no  podían girar, claro, por lo cual esta vez, y a pesar de lo listísimo que era, Coggo no  inventó la bicicleta). 
 
Al rey Eggo le en cantaba comer. Y su comida preferida era la merienda. Y esperaba con impaciencia que llegara la hora. Por la tarde, él y la reina se sentaban juntos a la mesa. <>, decía siempre el rey. <>, decía la reina con firmeza.<< Me parece que sí, cariño>>, insistía el rey.
<> << Me hace ruido el estómago, cariño.>> << Pues dile a tu estómago que  todavía
es temprano>>, decía la reina.
Y seguía leyendo. El rey fue a ver al Coggo.
<< Coggo, amigo mío>>, le dijo, << necesito algo que avise cuando sea la hora de la merienda. Algo que me avise a menudo, y aprisa y pronto.>>
Coggo se rascó la cabeza, y empezó a sacar bártulos de su baúl y a hacer experimentos. Al día siguiente le llevó al rey una caja que acababa de construir.  << Majestad, con esta llave se enrolla una cuerda, que después se va desenrollando lentamente y hace giral una aguja situada delante de la caja.>>
<< Y>>, continuó, << si escribimos números o palabras de ante de la caja, podremos saber qué hora es.>>
<<¿ Por ejemplo, la hora de la merienda?>>, preguntó el rey esperanzado.
<< exactamente>>, dijo Coggo , y escribió la palabra <> en lo alto de la caja.

20 de abril de 2013

EL TESTAMENTO DE LA REINA CATÓLICA

DESLUMBRA   el exterior de la capilla  Real  teñido de oros a la luz artificial que lo baña  de noche . La viejas  piedras  del siglo XVI, gastadas  por  las  lluvias  y los veranos  sensimbles a la  primavera  y el otoño,piedras  con o perfume de símbolos, parecen convertise en gemas de un valioso joyel antiguo. Será, acaso  una  ilusión de los sentidos :   pero , sin  duda  éste  es  uno de los enclaves  granadinos  donde , si se consignen disfrutar en soledad , se toca  y sehuele la historia  más  interesante .
Fundada por los Reyes  Católicos  para su enterramiento, por  Real Cédula Fechada  a 13 de septiembre de 1504,—>>ordenado se construyera, escribe Gallego Burín, junto a la catedral, se  llamara de los Rayes  y estuviera bajo la  advocación de los Santos Juanes , Bautistas  y Evangelistas>>,—y patronos  del nuevo templo tardaron algún tiempo en reposar difinitibamente  en él. La Reina  lo había  de jado dispuesto. Mandó en su  testamento que así como hubiese hecho la jornada  para la otra  vida vida, se la  vistiera con el hábito Franciscano y ,sín embalsamarla  siquiera, hasta  que su esposo, don  Fernando determinase el punto y hora del entierro,>> el cual había  de ser  en el monasterio de San Francisco, en Granada , en  sepultura baja  y cubierta  con una  losa  llana y sencilla ,>> La soberana, conociendo aquel 12 de octubre de 1504 que su fín se acercaba, había  añadido. Pero quiero é mando que si el Rey mi señor eligiere sepultura en otra   cualquier parte ó lugar destos  mis reinos , que  sepultado junto al cuerpo de su  señoría , porque  el ayuntamiento que tovimos  viviendo.é que  nuestras ánimas  espero  en la misericordia de  Dios  tendrán en el cielo lo tengan,é representante  nuestros cuerpos  en el  suelo>>. Mandaba también que su exequias  fuesen sencillas , antes  como los de  labradora pobre – escribe Diego San José—que  como reina  poderosa , sin luto alguno ni demasiadas  hachas ; que sería  más  en servicio de Dios  y bien de los humildes  que  se gastase en pan y vestidos  para  aquellos  que hubiese determinación de gastarse en ultraterrenas pompas ...
Medió tan breve tiempo entre la fudación de la capilla  Real y la muerte   de la Reina , el 26 de  noviembre del mismo año 1504, que fue necesario el  enterramiento  provisional de los restos  de Isabel I en el comento Franciscano de la Alhambra , adonde  le seguirían los del Rey Fernando, muerto en  Madrigalejo, el 23 de enero de 1516. Allí permanecerían  hasta  su traslado definitivo, el 10 de noviembre de 1521 a la capilla  Real ya terminada ,Reinaba el  Emperador  Carlos V, nieto de aquellos reyes , cuando acababa de  labrase esta  piedra que luce, bella  y primorosa al sol, enjoyada a la  luz artificial que la envuelve de noche,.

los hijos de Zabedeo




En aquel tiempo se a cercaron a Jesús los hijos de Zabedeo, Santiago y Juan, y le dijeron: Maestro, queremos que hagas lo que te vamos a pedir.

Les preguntó¿ qué queréris que haga por vosotros ?
Contestaron: Concédenos sentarnos en tu gloria uno a tu derecha y otro a tu izquierda.
Jesús replicó: No sabéis lo que pedir . ¿sois capaces de beber el cáliz que yo he de beber , o de bautizaros con el bautismo con que yo me voy a bautizar?
Contestaron: Lo somos .
Jesús les dijo: El caliz que yo voy a beber lo bebereis y os bautizareis con el bautismo con que yo me voy a bautizar, pero en sentarse a mi derecha o a mi izquierda, no me toca a mi concederoslo, está ya reservado.
Los otros diez, al oir aquello, se indignaron contra Santiago, y San Juan. Jesús reuniendolos les dijo Sabeis que los que son reconocidos como jefes de los pueblos los tiranizan ,y  que los grandes los opriman

15 de abril de 2013

Hermanos de leche de La peza




Me contaba la abuela que antes no havía tantas papilla ni tantos leches si que cuando nacía un niño solo teta, es decir el pecho de la madre pero la verdad que aveces no tenían leche y el niño solo lloraba, 

pues cuenta que habian una familia que tenia un niño y la madre no tenía leche y era cuando cogían y buscaban a otras madres que estuvieran criando a sus niños y esta si tenían pues cuenta que una familia que tenían el niño entoces penso la madre y si nos traemos a la vecina que tiene el niño tan hermoso y que lo crie junto a el suyo,
pues estoces se pusieron de acuerdo y la mujer, tenía que darle el pecho a su niño, y al de la vecina, que esta la tenían que alimentar bien, para los dos pues la mujer , cuando tenían que comer y dar pecho solo tenía que ir a la casa de la vecina y la mujer más contenta de ver que comía todo lo que quería pues un dia dice, yo solo comer y cuando este niño este grandecillo se termina la comida para mi y mi niño, y esto es asi pues un día de estos que ella la el niño , la quería como si fuera su madre pues penso pues mi hijo, no pasa hambre, porque yo no quiero, pues dice que un día ,cambio su niño por el la vecina porque estaba los dos iguales de guapos, 

pero un día dijo la vecina: "ya mi niño vamos a destetarlo porque ya come comida, y ya no hace falta que vengas".  pues la madre, no sabia que el niño ...

14 de abril de 2013

El pan de La Peza en la artesa





Os cuento cuando yo era chica la verdad que no havía tantas panaderías como hoy pues recuerdo, que se hacía , el pan para un par de semanas , y se metía en una  orza de barro o en una olla para que estuviera tierno , siempre tenía que estar tapado porque sino se ponía duro como una piedra , pues la verdad que este estaba gueno de todas formás pues a veces lo mojabamos en agua o en sopas estaba muy bueno,
bien esto lo recuerdo yo con mucha alegría , pues el día que se amasaba , se hacia una torta de carda cuando , que esta tambien estaba muy buena , bien pues os cuento como se hace el pan, pues se ponia una altesa de maderas, bien limpia y se  echaba la harina como medía fanega , es decir como unos 12, quilos de harina se hacia una pila y en medio un hollo, como una poza, y en la lumbre, una buena olla de agua templada pues en el ollo,se ponía la levadura de la masa anteríor, y se echaba unas seis puñados de sal, y el agua de la olla ,y en la poza que has hecho con la levadura, la sal entoces echas el agua , y a mover la harina por todos los sitios hasta que este bien amasada ,con los puños vuenas buertas , y cuando esta esta se pone en medio de la artesa bien puesta, y se dice como decia la abuela:
 con la mano,
crece tu masa,
como el niño de Dios ,
crecio su Gracía ,
tardate en venir
como la Virgen María
tardo en parir,

y se pone un mantel encima y se tapa y es cuando esperamos que la masa se venga , a veces teniamos que poner una lata de ascuas de bajo de la artesa, porque segun decía la abuela la masa y los niños en el verano tienen frio,

13 de abril de 2013

el capricho de un anticuario

 
A fines  del pasado  siglo, los miembros  de una naciente  clase   social granadina , la de los propitarios  súbidamente enrequicidos  con los bienes  de sus fabricas  azucareras ; aquellas  burgesía, antes ociosa, que  empezaba a  sentirse atraída por los negocios , había  descubierto París.  
 
El París resplandecientes  de la era de general optimismo que se llamó  la bella epoque. El de los grandes   modisto, como worth o como  poiret; el del  Moulin de Galett, pintado por Renoir y nuestros Santiago Rusiñol y Ramón Casas; el París  de la  legendaría Bella  Otero,que  se  acababa de batir en duelo  a espada con otra bellisima, cocotte, la famosa  Lina  Cavalieri; y , por encima de   todo , el París  que determinó los usos  y costumbres  ,las tendencias  artisticas  y la  moda  mundo entero , el prototipo de gran capital, con espaciosas  avenidas amplia  calles y dehogadas plazas, 
 
Un  nuevo París  nacido al ditado de la voluntad de un  alcalde de  imperio eliminar  buena parte  de la ciudad  vieja , con sus callejuelas  retorcidas y sus rincones  imprevistos  a fin de  privar a los  alborotadores  de posibles  escondites  en motienes y algaradas. El radiante  y luminoso urbanismo del París de la  segunda mitad del siglo XIX, había  correspondido más  de la urbe.  Pero el resultado fue aquel París , que  seconvirtió en espejo de la  aparentes  felicidad del mundo.
La nueva  burgesía  granadina  surgida  con el auge de las  industrias  del azúcar, también peregrinó a París .  Ellas, buscaban buscando los cabarets, donde  decían que el amor  era fácil. El nombre de la capital Francesa fue dado en Granada  a comercios  de alto prestigio, sobre  todo en modas  y joyerías . Pero hay más . De París  se calcó exactamente  éste  edificio , que todavía   y ojalá que por  mucho tiempo   ennoblece y señorea una esquina  de la Gran Vía con Reyes  Católicos . La  magnifica finca , ocupada y bien cuidada el Banco Central, es una  fiel reprodución de otra  que se  levanta  en el Bulevar de los Italianos , Parisiense. Angel Isac, estudioso del urbanismo de Granada  en aquel  tiempo,  avanza  el curioso episodio en uno de sus trabajos . 
 
La historia merece la pena , En un viaje a París , un  importante anticuario granadino, Enrique Linares García, se quedó prendado de un edificio que había  sido distinguido con el premio de Arquitectura del Ayuntamiento de la capital   Francesa. El edificio es éste  que tienen ustedes  delante  en cliché de sus primero años  Linares , de  regreso a Granada , había  encargado al arquitecto  Angel Casas  que le  construyera aquí, en  esta esquina de la Gran Vía, una  casa igual que aquella . No puede negarse  el buen gusto del anticuario. Tampoco dudar de la  maestría  del autor de los moldes  de los adornos  del suntuoso edificio, un artista  carpintero ebanista  y escultor, llamado Torres  Rada, que  tenía su taller en  el Callejón del Tinte. La vieja  fotografía  nos permite  disfrutar del holpe de vista  de la  noble fachada , recién construida, cuando la casa  empezaba a ser  llamada , La Paz Chica, en Granada  aún no había  automóviles  y las farolas  tenían una pomposidad italianesca.

capilla Real





Deslumbra el exterior de la capilla Real teñido de oros a la luz artificial que lo baña de noche. Las viejas piedras del siglo XVI, gastadas por las lluvias y los veranos, sensibles a la primavera y el otoño, piedras con perfume de simbolos, parecen convertise en gemas de un valioso joyel antiguo. Será, acaso, una ilusión de los sentidos , pero, sin éste es uno de los enclaves granadinos donde, si se consigue disfrutar en soledad, se toca y se huele la historia más intensamente.
Fundada por los Reyes Católicos para su enterramiento, por Real Cédula fechada a 13 septimbre de 1504- ordenando se costruyera, escribi Gallego Burin, junto a la catedral, se llama de los Reyes y estuviera bajo la advocación de los Santos Juanes ..Bautista y Evangelista –. los restos de los monarcas y patrones del nuevo templo tardaron al gún tiempo en reposar defínitivamente en él, la Reina lo había dejado dispuesto. Mandó en su testamento que así como hubiese hecho la jornada para las otras vida, se la visitara con el hábito Franciscano y, sin tocarla para más se la dejarse sin embalsamarla siquiera, hasta que su esposo, don Fernando, determinase el punto y hora del entierro .él cual había de ser en el monasterio de San Francisco, en Granada , en sepultura bajo y cubierta en una losa llama y sencilla, La soberana, concieron aquel 12 de octubre de 1504 que  su fin se acercaba, había añadido

La Peza y sus leyendas

La Peza y sus leyendas
La Peza y sus gentes